jueves, 5 de junio de 2014


6 comentarios:

  1. La mentira es un fantasma que nunca le deja a uno en paz, mientras sólo tú sepas la verdad...y esto significa que hay que decir verdad y hacer las cosas con honestidad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es querido amigo, ¡tienes razón! pero la vida a veces la complicamos sin darnos cuenta.
      Quizá en alguna ocasión hemos dicho una mentira piadosa, o interesada, pensando que sera lo mejor sin pensar en el dolor que podemos causar.

      Yo pienso que en todo caso se puede intentar eludir respuestas, pero si no es posible, yo prefiero decir la verdad, aunque después me cueste llorar, pero la tranquilidad de mi conciencia es lo primero!

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Detesto a tal extremo la mentira que si me entero que alguien me ha mentido mi relación con esa persona se enfría y ya no vuelvo a confiar en ella.......hay que ir siempre con la verdad por delante sin engañar a nadie.Besicos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Y yo querida Charo! Yom pienso que casi siempre es una cobardía el hacerlo, aunque a veces se hace por evitar males mayores, no deja, en el fondo, de ser una cobardía.

      A mi me ocurre lo mismo. No es que por eso deje de querer o apreciar a esa persona, pero si que dejo de confiar en ella.

      Un fuerte abrazo compañera.

      Eliminar
  3. Siempre se suele ser permisivo con las mentiras al catalogarlas y clasificarlas en función del "bien" que causan. El problema es que el catálogo lo realiza quien las inventa y no a quien le pueden favorecer o desequilibrar.

    Un cariñoso abrazo, querida María.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, a veces se miente por no herir sin necesidad, aunque no tengo claro si, en el fondo, es solo por el mentido o por el mentiroso.
      De todos modos yo prefiero que no me digan ninguna, sea egoísta o bien compasiva. Quiero la verdad desnuda aunque me duela. Después de todo, antes o después se termina sabiendo, y hay muchas veces que pudiendo hacer algo no se hace por no saberlo.

      Un abrazo querido Antonio y gracias por tus interesantes comentarios.

      Eliminar